Blogia
poupée de cire

la importancia de llamarse yusuf

Hoy toca...
"Peace train"
(Cat Stevens)


Mientras se hizo llamar Cat Stevens, a pesar de haber nacido Stephen Georgiou, no pasó nada. El problema (para algunos) llegó cuando se convirtió al islam y empezó a responder al nombre de Yusuf Islam. Dejó la música y se instaló en Londres, donde fundó una escuela de enseñanza de esta religión.
Ayer le impidieron entrar en los Estados Unidos. Es más, desviaron el avión en el que viajaba porque su nombre se encontraba en una lista de posibles terroristas. ¿Por qué? La respuesta es obvia. Si hubiera seguido siendo el Cat Stevens que cantaba a los jóvenes de los 60 y 70 no habría supuesto ningún problema.
Pero nuestros amigos los americanos no lo han visto así y hoy lo han deportado.
Una muestra más de esa ignorancia que hace que los mayores consumidores de hamburguesas del mundo (¿tendrá eso algo que ver?) no vean más allá de sus narices (o de las de Mr Bush).
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

marquinho -

Yo la única teoria que conec sobre les hamburgueses, en concret les McDonald's, és que als països on hi ha un McDonald's no hi ha guerres. Ho anomenen la diplomàcia MacDo. Ras i curt, la diplomàcia del capital. Però no se si encara segueix vigent la teoria aquesta. Anyway, els ianquis estan una mica tocats del bolet.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres